José Enrique Ayarra, organista de la Catedral de Sevilla desde el año 1961, falleció este lunes a los 81 años tras no poder superar un derrame cerebral. Ayarra ocupó el cargo durante más de medio siglo, por lo que la Catedral acogerá este martes una misa funeral en su memoria a partir de las 10.00 horas.

Sigue leyendo esta noticia en la Web de El Correo de Andalucía