La orden mercedaria, fundada por San Pedro Nolasco en 1218, tenía como fin la redención de los cristianos cautivos en manos de musulmanes y estuvo protegida por la casa Real de Aragón –sobre todo por el rey Jaime I–. Su escudo, en el que aparecen las barras del citado reino y la cruz blanca, insignia de la seo barcelonesa, está presente en varias hermandades penitenciales y de gloria sevillanas; de ahí, la publicación del término en las páginas de esta guía cofradiera. Sea porque comparten la advocación de esta orden –Merced o Mercedes– como sucede con las dolorosas de Pasión y de Santa Genoveva; sea porque la hermandad radica o estuvo en un convento vinculado a estos religiosos, como el Museo o el Santo Entierro, el espíritu que imprimieron los mercedarios sigue patente, de un modo u otro, en estas y otras corporaciones.

En Pasión, la huella no solo está presente en la advocación de la Virgen de Sebastián Santos sino que la fundación de la hermandad del Jueves Santo tuvo su origen en la Casa Grande de la Merced, actual sede del Museo de Bellas Artes de Sevilla. Como curiosidad, los manigueteros del palio no están revestidos con el clásico ruan negro sino que portan túnicas blancas, característico color de esta orden, y con el mismo escudo mercedario en el antifaz.

La hermandad del Cristo de la Expiración y la Virgen de las Aguas tiene su capilla anexa a esta pinacoteca y de ahí la vinculación con la orden y algo similar sucede con el Santo Entierro, que fue fundada en el convento de San Laureano, cuya sede es la iglesia mercedaria de San Gregorio.

La corporación de Jesús Despojado, que también tiene el escudo en el antifaz, guarda relación con la orden por la advocación de Misericordia que posee la dolorosa de Molviedro. En cuanto a hermandades de gloria, están imbuidas de ese halo mercedario, la de Nuestra Señora de las Mercedes de la Puerta Real, en la calle Alfonso XII y su vecina hermandad del Rosario de los Humeros. En Rochelambert existe una agrupación parroquial que tiene a la Virgen de las Mercedes como titular.

Este año, con motivo del aniversario de la orden, que cumple ocho siglos, está prevista la celebración de una misa estacional el 6 de octubre en la Catedral, presidida por el arzobispo de Sevilla, y una procesión posterior con la participación de, al menos, tres pasos con las imágenes de la Virgen de la Merced del convento de Nuestra Señora de la Asunción, de San Ramón Nonato, de la capilla del Museo, y una talla de algún convento mercedario de la provincia. ~

Sigue leyendo esta noticia en la Web de El Correo de Andalucía